miércoles, 20 de noviembre de 2013

Una fria noche de noviembre...


Hola amigos, ¿ Como va la semana ?Aquí en el norte, estamos pasados por agua...Ya he perdido la cuenta de todos los días que lleva lloviendo sin parar. Pero bueno, es lo que tienen estas fechas y la aproximación del invierno.
En fin, que aquí la lluvia no cesa, y en otras zonas del país estáis con nieve, heladas, viento...
Así es que claro, esta tarde cuando estaba camino a mi casa después de trabajar, venia pensando a ver que podía hacerme para cenar y calentar un poco el cuerpo. Y como a mi me encantan las sopas, caldos, cremas...pues he pensado en hacer una sopa rápida, fácil y con ingredientes que habitualmente todos tenemos en la nevera. Una cena sabrosa, saciante, ligera y muy rápida de preparar, que en días laborables vienen muy bien porque no tardamos apenas tiempo en prepararla.
Así que nada mas llegar a casa, me he puesto manos a la obra.
Esta ha sido mi cena de hoy.

Sopa fácil de verdura con tostas fritas.

Ingredientes para unas 6 personas:

-un tomatito mediano
-un pimiento verde grande
-una cebolla hermosa
-cinco dientes de ajo
-una zanahoria
-un puerro
-sal
-aceite de oliva
-media pastilla de caldo ( opcional )
-una bagüet pequeña




























Pasos a seguir:

Pelamos y lavamos todas las verduras previamente. Una vez las tenemos limpias y secas, troceamos en cachos grandes la cebolla, la zanahoria, el pimiento, el tomate y el puerro. Los ajos no hace falta que se troceen. Esto se hace para facilitar el picado de estas en la batidora.





Cuando ya tenemos todo troceado, metemos todos los ingredientes en la batidora de vaso.
Los que no tengáis ese tipo de batidora no pasa nada, metéis todo en un recipiente que os resulte cómodo para batir con la minipimer.
Una vez tengamos todas las verduritas dentro de la batidora, echamos agua como asta la mitad del recipiente o vaso, y cuando este listo, batimos.







 Debemos de hacerlo solo unos segundos, ya que queremos que se noten los trocitos de verdura. De modo que queden tal que así. Probablemente tengáis que añadirle un poco mas de agua cuando estén picadas las verduras.



Una vez lista, echamos todo en la olla rápida. Añadimos un puñadito de sal, y si queréis podéis añadir un cachito de pastilla de caldo. Yo suelo echar lo de un cuarto de pastilla, ya que no me gusta abusar mucho de ellas, pero si me parece que le da un sabor rico a determinadas comidas.


Encendemos el fuego al máximo y ponemos la tapa. Y una vez la válvula suba del todo, apagaremos el fuego y retiraremos la olla del punto de calor para que no se nos haga demasiado.
La verdura tiene que quedar blandita, pero no deshecha. Cuando la sopa este hecha, probablemente tengáis que añadir un poco mas de agua. Eso a gusto de los comensales. A mi me gusta notar mucho la verdura, pero si preferís una sopa mas caldosa, ya sabéis, un poco mas de agua y listo.





Mientras baja la válvula, que la mía no tarda ni cinco minutos en hacerlo, aprovechamos para hacer las tostas fritas.
Cogemos una bagüet finita y hacemos rebanadas finas. Las cortamos por la mitad de modo que queden medias rebanadas ni demasiado grandes ni demasiado pequeñas.


Ponemos una sartén a fuego medio y echamos un chorrito de aceite. Una vez este caliente el fuego añadimos las tostas y dejamos que se doren.
Como podéis ver en la foto, apenas utilizo aceite. Lo justo para que puedan tostarse sin quemarse.
Pero yo aun cuando utilizo poco aceite, siempre pongo los "fritos" en papel de cocina para quitarle el exceso de grasa.


Una vez hechas las tostas fritas, solo queda emplatar. Echamos la sopa en un plato o tazón, y una vez servida echamos un chorrito fino de aceite de oliva en crudo. Y por último, añadimos las tostas, bien en un costado, o las ponemos directamente en la sopa para que empapen.
Y...voila!!!! Ya tenemos la cena lista. Sano, sabroso y muy fácil. Un plato ideal para irse calentito a la cama en estos días de casi invierno.
























Espero que os guste y os animéis con esta sopa tan rápida y sencilla.
Y si os sobra cantidad ya sabéis, a un tupper y a la nevera o al congelador. Y ya tenemos cena o primer plato de comida para otro día.








No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada